Noticias

Podrían reducir servicio transporte colectivo ante poca demanda

El presidente de la Mesa de Transporte, René Velasco, advirtió que podrían bajar operaciones debido a la poca afluencia de usuarios luego de la reapertura económica, ya que operar de manera normal le ha representado pérdidas al sector.

Agregó que, por el momento, entre el 25% y 30% de las unidades está circulando debido a que “es insostenible” operar con las condiciones actuales, lo que les ha dejado pérdidas de hasta el 60%, señaló, luego de hacer un balance de los ingresos y los costos de operación.

El empresario añadió que si baja la circulación de autobuses afectará a la población y que ellos están haciendo lo posible por no llegar a casos extremos.

“La crisis ha agudizado tanto que tenemos reporte de compañeros que ya no pueden seguir y probablemente estén disminuyendo las flotas y de aquí a un par de días pueda haber menos flota circulando en las calles y eso va a traer problemas a la población y es lo que hemos tratado de evitar”, reiteró.

De la misma manera, el gerente de la terminal Nuevo Amanecer, Hugo Mayorga, adelantó que es posible que esta semana haya menos unidades circulando por el desequilibrio financiero que le generan los bajos ingresos. A esta terminal llega la mayoría de buses del oriente del país.

“La siguiente semana va a comenzar a disminuir la cantidad de unidades que circula si las condiciones económicas no mejoran”, detalló y a la vez manifestó que mientras no haya compensación a la tarifa, persistan los protocolos de bioseguridad y no haya suficiente demanda de usuarios en las calles, el panorama será «complicado» para que el sector tenga margen de utilidad.

Asimismo, el dirigente Catalino Miranda, confirmó que todas las rutas del país están laborando, pero con pocas unidades.

“Las 1,300 rutas están activas, pero lo que no está activo al 100 % son las unidades de cada ruta, porque estamos en horario escalonado y vamos midiendo con base a la necesidad del público”, señaló.

Según el empresario el servicio está operando de acuerdo a la demanda de la población. “Los estudiantes de escuelas y universidades no están yendo, las Pymes algunas ni van a poder abrir, los que si están fluyendo es el sector informal, pero ellos no llegan ni al 40 % o 50 % de los que usan el transporte colectivo”, detalló.

Continúa sin aprobarse la Ley de Compensación Económica

Mientras tanto, la compensación económica que el Gobierno transfiere al gremio de transportistas de autobuses y microbuses del servicio público de pasajeros sigue bloqueado por diputados de la oposición política en la Asamblea Legislativa.

El pasado 30 de junio caducó la vigencia de la Ley de Compensación Económica con la que se entrega una cuota de subsidio a los transportistas; el ministro de Obras Públicas, Romeo Rodríguez, ya presentó una nueva propuesta para prorrogar dicha ley, sin embargo, los diputados no han querido discutirla para su aprobación.

En la nueva propuesta se incluyen algunos requisitos que los transportistas deben de cumplir para tener derecho al subsidio.

Los nuevos requerimientos tienen que ver con revisiones técnicas de las unidades, incorporación del Sistema de Posicionamiento Global (GPS por sus siglas en inglés) en cada unidad para tener mayor control de la frecuencia de recorridos, entre otros.

El Gobierno Central transfiere un aproximado de $3.4 millones cada mes a los transportistas. Por cada autobús $400 y $200 por microbús que preste el servicio.